La afonía y otras afecciones de garganta

Cebolla-y-mielLas molestias en la garganta son síntomas habituales del resfriado son muy frecuentes en niños y jóvenes.

También otros factores, como el humo del tabaco o la contaminación, o bien, la necesidad de hablar durante muchas horas seguidas, producen irritaciones en la garganta.

Para que una afección leve no degenere en una faringitis y también para la pérdida de voz, hay remedios caseros eficaces fáciles de preparar.

Formula 1

Macerado de cebolla y limón
El malestar el carraspeo de garganta propio de la afonía la ó pueden aliviarse con el macerado de cebolla y limón, de fácil preparación y rápida administración.

Ingredientes:
1 cebolla roja no muy grande
1 limón

Preparación:
1) Cortar la cebolla en pequeños trozos, y mezclarla con el jugo de limón en un recipiente.
Añadir agua hasta cubrir la cebolla.
2) Dejarlo macerar toda la noche.
Filtrar y volcar el líquido en un vaso.

Forma de tomarlo:
Tomar con una pajita.
Muy despacio para permitir que la acción antiinflamatoria y antibiótica de esta mezcla produzca el efecto deseado.

Formula 2

Infusión de tomillo, limón y miel
El tomillo es un buen expectorante, recomendado para curar afonías y otras afecciones de garganta.
Una infusión de tomillo, limón y miel puede aliviar, también, las irritaciones y las molestias leves de garganta.

Ingredientes:
Una cucharada de miel de romero
1/2 vaso de agua
1 cucharada de tomillo
Jugo de 1/2 limón

Preparación:
– Cocinar el tomillo en el agua.
– Dejar reposar diez minutos y colar.
– Añadir el Zumo de limón y la miel de romero.

Forma de tomarla:
Beber lentamente la infusión con una pajita, introduciéndola tanto como sea posible en la garganta.